Essentra Packaging España lanza el ComboPackTM, un servicio para mejorar la eficiencia en las líneas de envasado

Mejora-la-eficiencia-de-las-lineas-de-envasado

El empaquetado del sector de la industria farmacéutica, del autocuidado y de la belleza, afronta cada vez mayores retos en la inclusión de materiales de packaging secundario en el envase que contiene el producto. Por un lado, existen razones técnicas, aunque también se dan otro tipo de factores relacionadas con el comportamiento del consumidor y la evolución de los mercados.

En cuanto a las razones técnicas, los prospectos desarrollan cada vez formatos más grandes debido a la inclusión de múltiples lenguas y a la necesidad de incluir más información regulatoria. Últimamente, además, dada la especialización de algunos medicamentos, es necesario incluir instrucciones adicionales para el uso y control del tratamiento. Así, el prospecto se convierte en un material difícil de manipular y ensamblar en las líneas de envasado con los equipos que se tienen previamente instalados. Asimismo, en los últimos tiempos, han aparecido regulaciones específicas relacionadas con la seguridad (evidencias de apertura, serialización, etc.) que complican aún más a los ingenieros, directores y operarios de producción, que ven multiplicar las operaciones a llevar a cabo, respecto de lo que hacían anteriormente. Todas estas circunstancias inciden de manera negativa en los ratios de producción, que continúan siendo muy exigentes a pesar del cambio en la complejidad de las operaciones.

En relación a la diversidad de requerimientos de diferentes mercados, esta circunstancia provoca que los productos a empaquetar precisen de materiales diferentes, incluso si son del mismo formato, y, por tanto, se requiera de una versatilidad en las líneas de envasado de la que, la mayoría de las veces, no se dispone. Esta dificultad añadida, afecta enormemente a los índices de productividad, así como añade complejidad a la hora disponer de todos los equipos necesarios para cubrir una demanda muy polivalente.

De un tiempo a esta parte, se ha incrementado de manera notable la cantidad de materiales a introducir en las líneas de empaquetado: prospectos adicionales con regulaciones específicas, instrucciones de uso o aplicación del producto, sobres de uso posterior a la apertura, etiquetas para control del tratamiento, etc. Todos estos materiales adicionales, deben ser incorporados al envase, pero en el 99% de las ocasiones, no se dispone de alimentadores suficientes para llevarlo a cabo. Ante esta situación, surge el dilema de la inversión. Sin embargo, la incertidumbre de los cambios en los mercados, que hace necesaria hoy un desembolso que quizá no vaya a tener continuidad en el futuro, complica una decisión en la que el retorno de esa inversión puede verse comprometida. En otras ocasiones, ni siquiera existe la posibilidad de incorporar más equipos a las líneas por falta de espacio en las mismas.
Asimismo, y como consecuencia de las continuas modificaciones que se producen a nivel regulatorio, sobre todo, los laboratorios se ven en la necesidad de volver a empaquetar producto que ya tenían envasado, lo que normalmente, se realiza en un operador logístico externo. En estos casos, se complica enormemente todo el proceso de aprovisionamiento, en muchas de las ocasiones para lotes cortos o productos muy concretos, lo que se traduce en un problema que se solventa de manera poco efectiva por lo general.

La mayoría de las circunstancias expuestas anteriormente, ha empujado a los envasadores a realizar muchas operaciones manualmente al margen de las líneas ordinarias, (bien internamente o de manera externalizada), lo que ha complicado mucho la gestión de la producción, ha incrementado los tiempos de entrega y comprometido la calidad de los productos.

Por ello, Essentra Packaging España ha lanzado el ComboPackTM, un servicio del área de supply chain que consiste en la adhesión de un material de packaging secundario, (prospecto, wallet, etiqueta, cartón, material promocional, etc.) a un estuche de cartón.

Mejora-la-eficiencia-de-las-lineas-de-envasado

Essentra Packaging se ocupa de la adhesión mecánica del material en sus líneas de pegado de los estuches, con garantías de calidad y con la seguridad de haberlo realizado como una operación más, incluida dentro del proceso de fabricación del estuche de cartón.
Con este servicio, las empresas envasadoras y los laboratorios farmacéuticos:

Reducen enormemente la complejidad en las líneas de envasado, ya que los estuches llevan previamente incorporado el material secundario y solo tienen que empaquetar el producto como lo venían haciendo habitualmente. De esta manera, se concentran en las operaciones fundamentales propias de su actividad.

Realizan la planificación de la producción de manera más sencilla, ya que no tienen que depender de la disponibilidad de las líneas en función de los equipos de que dispongan.

No necesitan invertir en más equipos de inserción de materiales en las líneas, porque el estuche incorpora ya el material correspondiente.

Aunque tenga equipos en las líneas para introducir uno o más materiales en el estuche, su ratio de eficiencia incrementaría notablemente, al no tener que realizar una o varias operaciones adicionales. Solo tiene que insertar el producto en el estuche.

Disminuyen su stock de material secundario, ya que no reciben en sus instalaciones el material adhesionar en el estuche.

Pueden diferenciar sus productos incluyendo fácilmente material adicional: elementos de seguridad, instrucciones extra de aplicación, material promocional, etc.

El ComboPackTM es un servicio que permite optimizar la eficiencia y productividad en las líneas de envasado, ya que facilita las operaciones en las líneas de producción y simplifica los procesos asociados a esta actividad.